Entre el amor y el odio


!Hola, gente linda! 
 Vengo con la novedad de contarles, que esta historia es para participar en "te reto con canciones" que propone Mía del blog All I can think of Esta semana toca escribir un melodrama inspirándose en la canción “Hello” de Adele. Si deseas participar entra aqui

En una tarde llena de nubes negras que se abren paso en el firmamento,Vanessa, enfermera geriátrica se encamina a la avenida Central Park West. Prefiere demorar más, que tomar el tren subterráneo y escuchar el ruido infernal de las máquinas que agudizan su dolor de cabeza. Un viento fuerte agita susurrante las ramas de los árboles. Las gotas comienzan a caer de la negrura indescifrable, convirtiéndolas de presto, en lluvia que azota las aceras y su impecable uniforme blanco. 

Sigue caminando y, a medida que avanza, divisa un Starbucks café. En ese momento nota que sus brazos tiemblan, y corre a cruzar la calle. Al entrar, se pide un té Chai Latte y se sienta al fondo del establecimiento a esperar que la lluvia cese. Por un momento siente pánico, un miedo irracional y posesivo, no a la muerte, sino a la vida. Comienza a reflexionar sobre posibles opciones, tiene tantos deseos de llamarlo, de saber si a través de los años aún conserva algún recuerdo. 
Flashback

<< En su juventud Vanessa había sido seducida por Manny, su primer y gran amor en la plenitud de su efervescencia sexual. Acaecida totalmente por este bello ángel y demonio, por aquel primer ósculo, y el sabor de sus dulces labios; se formó una relación intensa que le permitió amarlo con tal intensidad y pasión, cual Dafne a Apolo. Sin embargo, cuando este apolíneo tránsito a la edad adulta, se volvió engreído y posesivo, además con una cierta adicción a los tres ménages a trois. 

En un principio, ella aceptó aquellas costumbres pero, como era de esperar, no duró mucho en razonar lo negativo de esas prácticas. Fue entonces que ese amor se torno turbulento, como una tormenta encrespada y enfurecida, alimentada por los celos, la ira y los conflictos. Los siguientes años la relación se complicó, dando fruto a dos pasiones, dos estados de ánimo, de amor y odio tóxico que los llevó a una ruptura irreversible.>>

Después de un largo sorbo de té, saca el móvil y mira la foto de Manny con odio. Es la única imagen que conserva, aún tan poderosa que domina su forma de ser, de pensar y de actuar. Aunque se sienta culpable de muchos hechos, en su interior se mezcla el odio, el rencor de ese amor herido, y un dolor mucho más grande que hambre alguna. Sus ojos brillan, como si bajo el influjo de aquellos relámpagos estuviese a punto de eclipsar.

De pronto al girarse, al otro extremo opuesto, está sentado un chico de ojos turquesa que la observa atentamente. Durante un par de segundos un silencio incómodo le invade al contacto de sus miradas. Un sorpresivo rubor sube por sus mejillas que la deja confusa. ¿Será tiempo de renacer como el ave fenix? La magia del amor existe, ilumina, cautiva, y quizá alguna chispa le encandile su letargo existencial.
A menos que se indique lo contrario, el material contenido en este blog es mío. Algunas imágenes publicadas en este blog han sido escogidas de la Internet. Si alguien tiene
algún derecho sobreellas, solo tiene que comunicármelo y serán retiradas. Gracias!

Unless otherwise stated, the material contained in this site is mine. Some pictures have been taken from the Internet. If you see a photo that belongs to you and would like it
removed, please inform me so I can do so immediately. Thanks!